Actualidad,  Documentos,  mujer,  sgip

Primera promoción de funcionarias de prisiones. Año 1932

Hernández Holgado que ha tenido acceso a los expedientes funcionariales de estas pioneras afirma que eran mujeres de clase media, cultas y bien cualificadas. Cita tres nombres, Áurea Rubio Villanueva, número doce de la promoción, que poseía el título de matrona y el certificado de puericultora. La número dos con el cargo de Jefa de Servicio era Julia Trigo Seco de profesión odontóloga, y Dolores Freixa Batlle profesora del Instituto-Escuela de la calle del Pinar de Madrid, emblema físico y simbólico del discurso institucionista.

Accede al documento

A %d blogueros les gusta esto: