Libros

De prisiones, putas y pistolas

El autor, en una novela con muy poca ficción, cumple la promesa que le hizo al que fue Secretario de Estado de Prisiones, Antonio Asunción.

Al principio de los años noventa, Antonio, se inventó y diseñó la dispersión como arma esencial en la lucha contra ETA. Se pretendía con ella atacar el bloque monolítico que la banda terrorista dominaba en lo que ellos llamaban ” el frente de makos”. Este fue el principio de la “Vía Nanclares”.

Defiende el autor una tesis esencial: la policía, la guardia civil, la presión social, las iniciativas políticas fueron esenciales en la lucha contra ETA. También lo fueron las instituciones penitenciarias, muchas veces olvidadas, ninguneadas e incluso despreciadas.

Para adquirirlo:

https://alreveseditorial.com/libros/de-prisiones-putas-y-pistolas

Abrir chat